Pumas, a pensar en el repechaje.

Termina una semana de jornada doble en el futbol mexicano con una victoria y una derrota para los universitarios, ambas en casa. Se sumaron 3 puntos de 6 posibles, pero más allá de los resultados y después de varias jornadas, se vio una cara diferente del equipo.
Fueron 180 minutos de futbol en los que, enfrentando a dos de los equipos que luchan por estar en los primeros cuatro clasificados, se mostró una imagen que toda la afición esperaba ver. Hay mucho trabajo por delante, sí, pero esta semana Pumas colocó los cimientos para crecer en el torneo. ¿Estarán a tiempo para lograr colarse en el repechaje? Eso tendrá que verse en las 7 fechas que aún hay en el calendario.
Da la impresión de que el regreso de Juan Ignacio Dinenno a su nivel habitual le inyectó energía a un equipo que parecía no tener rumbo y que hoy dice “aquí estamos, buscando regresar”. El profesor Andrés Lillini, después de mover y mover sus fichas encontró, al menos, un parado táctico que se ajusta a lo que busca regresando a su clásico 4-4-2 con Gabriel Torres acompañando al delantero argentino en el ataque.

Foto: Pumas

Variaciones por izquierda entre Facundo Waller y Favio Álvarez, pero el resto del equipo repitió esta semana. Si bien la defensa dista de ser la más segura del torneo, sí comienza a verse un poco más ordenada comenzando por los laterales Alan Mozo y Jerónimo Rodríguez, que habían tenido un arranque de torneo a un nivel muy bajo y que esta semana dejaron una buena imagen basada en el orden defensivo como tarea primordial.
En general, la única figura que sobresale del resto es la del arquero mexicano Alfredo Talavera, que ha estado acertado en su arco para salvar en repetidas ocasiones al equipo. Los problemas de generación ofensiva siguen siendo una realidad, pero poco a poco han logrado reducirlos y empiezan a tener nuevas ideas para avanzar y llegar de cara a la portería rival.
Esencialmente Dinenno es la pieza clave para lograrlo, pero la reaparición del canterano Carlos Gutiérrez en su posición habitual como extremo por derecha ha sido una llave interesante e inesperada para abrir el campo y lograr meter más balones al área. Su constante participación ofensiva con los del Pedregal es la llave que buscaban con centros, asociaciones e incluso algunos remates que se han quedado cerca del entrar a la red.

Foto: PumasMX

Por otro lado, tenemos a jugadores como Johan Vásquez, Nicolás Freire y Erik Lira que estaban batallando como el resto del equipo pero que regresan a su nivel habitual como base del equipo defensivamente hablando. Dentro de este grupo se quiere colar el capitán Juan Pablo Vigón, que ha mejorado pero que sigue lejos del nivel que lo llevó a Pumas y a Selección Mexicana, ese es el jugador que sus compañeros necesitan para seguir escalando en la tabla general.
En ambos encuentros, otro canterano, Ángel García, tuvo participaciones que pintan bien. Es el jugador al que más ha recurrido Andrés Lillini para buscar soluciones desde el banquillo, pero en estos dos encuentros tuvo oportunidad de disputar una mayor cantidad de minutos dejando sensaciones de calidad y de futuro a sus 20 años. El entrenador auriazul ha sido siempre muy claro diciendo que él no quiere solo debutar, él quiere consolidad jóvenes y Ángel promete ser uno de ellos.
Las aspiraciones están claras y son colarse en el repechaje mientras siguen puliendo detalles, con apenas 8 unidades en 10 jornadas parece una tarea complicada pero no imposible ya que están solo 3 puntos por debajo del doceavo lugar de la tabla. Quedan 7 jornadas y 21 puntos por disputar contra Juárez, Atlético de San Luis, Pachuca, Necaxa, Tigres, Puebla y América y los universitarios comenzarán a sacar su calculadora en cada jornada.