Imagen de archivo del presidente de la FIFA, Gianni Infantino

El fiscal especial suizo Stefan Keller, encontró indicios de reuniones clandestinas entre el dirigente de la FIFA, Michael Lauber, actual Fiscal General de Suiza, que renunciará a la Fiscalía en agosto debido a estas investigaciones y Rinaldo Arnold, Fiscal General del cantón de Valais.

“Se llegó a la conclusión de que, en relación con las reuniones entre el Fiscal General, el Presidente de la FIFA Gianni Infantino y el Fiscal General de Valais, hay indicios de conducta criminal

Estas conductas se trata más específicamente de los cargos por:

Abuso de poder, violación al secreto 

de estado, facilitar conductas ilegales e incitar a que ocurriesen.

La semana pasada una corte determinó que Michael Lauber había ocultado 3 reuniones con Infantino en el año 2017, mientras las autoridades suizas estaban investigando cómo Rusia y Catar habían obtenido la licencia para organizar los mundiales de 2018 y 2022 respectivamente.

Según Reuters, Tanto Lauber como Infantino niegan haber cometido irregularidades.

Escrito por

Alejandro Páez

En Twitter como: @AlejandroPZ_
Colombiano
Apasionado por el Fútbol, el entretenimiento y el buen café.